El poder de hacerlo tù mismo…

Tal ves he exagerado un poco con el tìtulo de este post, pero quien haya experimentado esa alegrìa que se siente cuando cocinas alguna receta complicada o haces alguna manualidad para tu casa me ha de entender.

Mantener la mente ocupada es uno de los mejores hobbies que he encontrado al estar viviendo tan lejos de mi paìs de origen. Ademàs de ser siempre constante con el ejercicio me quedaban demasiadas horas libres y no sabìa en què ocuparlas. Leer ha sido siempre una pasiòn para mì, pero devoraba los libros e incluso lleguè a leer algunos de un dìa para otro si estos me parecìan interesantes.

Soy humilde y admito que cocinar no es algo que me enloquece, me gustan las recetas ligeras y ràpidas de hacer. No me imagino cocinando por horas pero sì soy muy cuidadosa con la calidad de los ingredientes que utilizo, combino los platillos de manera que mi cuerpo reciba en cada tiempo de comida los nutrimentos necesarios (què podemos hacer, soy nutriòloga…) y aunque se enojen los màs tradicionales, al momento de preparar recetas nuevas voy cambiando todos los ingredientes por otros màs ligeros.

He descubierto desde hace poco que hacer manualidades, algùn brochecito para el cabello de Roberta  mi hija, alguna bufanda para mì o imitar el maquillaje  o peinado propuesto en un tutorial me divierte mucho y me hace sentir bien cuando veo el resultado o alguien me pregunta “Dònde compraste esa bufanda?” “Te peinaste tù sola? Parece que fuiste a la estètica!!!” (siempre y cuando me parezcan los elogios sinceros…).

Basta un poco de imaginaciòn y al menos media hora de tiempo libre para dejar volar la imaginaciòn. Hay quienes prefieren pintar, tal ves desempolvar la vieja màquina de coser o incluos aprender a usarla!, tal ves cortar y pegar para evitar hilos enredados, el lìmite es la imaginaciòn.

Sorprender a alguien especial con una buena cena o su postre favorito tambièn nos llenarà de alegrìa, ya que cuando compartimos con alguien lo que sabemos hacer, compartimos la alegrìa que sentimos al hacer algo por alguien màs e incluso mejora el sabor de lo que preparamos.

Hoy se me ocurriò hacer una simple flor de fieltro con un retazo de color gris que tenìa a la mano y quedè contenta con el resultado, igual y por ser la primera que hice no es perfecta pero sè que empleè parte de  mi tiempo en algo productivo y ya pienso en algùn otro proyecto para llevarlo a cabo.

Si les interesa un poco màs del tema, pueden visitar la pàgina en Facebook deDemodista, donde pueden ver el tutorial de esta flor y el resultado final en la foto que publico.

El fin de semana està aquì! Si se animan y hacen una ustedes mismas, podràn lucirla para salir este “fin de” 🙂

Advertisements

About isamarob

Nutriòloga interesada en temas de actualidad, mùsica, viajes, cocina y màs. View all posts by isamarob

2 responses to “El poder de hacerlo tù mismo…

  • Jessica Arias

    Suuuper!!! — Gracias!! ¡¡Me gusto este post!! Me saco más ganas para seguir creando cosas!! saludos Amiga!! y sigue escribiendo
    Ciao! 😀

  • isamarob

    Saludos Jessica!!! Creo que ambas nos influenciamos positivamente en esta vìa del reciclaje que hemos emprendido. La verdad me divierto muchìsimo haciendo cosas que puedo utilizar, son bonitas y al mismo tiempo ahorrar un poco que en estos tiempos nunca està de màs! jeje Ci vediamo pronto! 🙂

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s

%d bloggers like this: